Evolución de los insectos y métodos para acabar con ellos

Los artrópodos se clasifican en crustáceos, arácnidos e insectos. Este último grupo es el más numeroso, con cerca de un millón de distintas especies, de las cuales sólo una pequeña porción está involucrada en la transmisión de enfermedades, como vectores mecánicos o biológicos de organismos patógenos, fenómenos alérgicos, desencadenantes de cuadros tóxicos, responsables de la contaminación de los alimentos o deterioro de utensilios, madera, etc.

El término desinsectación se refiere al conjunto de métodos y técnicas dirigidas a prevenir y controlar la presencia de ciertas especies de artrópodos nocivos en un hábitat determinado.

Los insectos constituyen las especies más tenaces de la naturaleza, con una gran capacidad de adaptación lo que le ha permitido su proliferación en la práctica totalidad de los ambientes que configuran el medio urbano-industrial. Los rasgos básicos que confieren esta gran capacidad de adaptación se refieren a su exoesqueleto, que les otorga una gran resistencia frente a factores agresivos del medio como golpes, calor, etc.

Su pequeño tamaño permite el desarrollo de un sistema circulatorio sencillo, el proceso de respiraciones a través de estructuras simples; las necesidades de alimentación son pequeñas y encuentran fácilmente refugio eludiendo así a los depredadores. Su capacidad para volar, junto al enorme potencial reproductor y a un proceso madurativo desde el huevo al adulto a lo largo de los cuales se alimentan de recursos diferentes, han permitido a este grupo biológico colonizar la práctica totalidad de los hábitat y extenderse rápidamente.

¿En qué consiste la desinsectación?

Los métodos de desinsectación, destinados a controlar a las especies nocivas, han evolucionado de forma considerable en los últimos tiempos, aunque ha de afrontarse el reto de reemplazar gradualmente los plaguicidas químicos por sistemas de lucha integrada que incorporen, asimismo, otras medidas como ordenamiento del medio, medidas preventivas, lucha biológica y otros métodos efectivos y sencillos de reducido impacto residual en el medio y la salud.

El control de artrópodos comprende una amplia gama de técnicas y métodos de actuación que, en la mayoría de ocasiones, se emplea complementariamente con el fin de conseguir los mejores resultados y que se han aplicado mirando por las necesidades planteadas para alcanzar mayor eficacia en los tratamientos de desinsectación.

Como principio general, la desinsectación tiene como finalidad el control y eliminación de insectos y por ende de los artrópodos, para lo cual hay que considerar algunas premisas generales tendentes a garantizar la eficacia de las intervenciones.

Lugares como restaurantes, cafeterías, clínicas dentales, hospitales, hoteles, ayuntamientos, colegios, universidades, comunidades de vecinos, medios de transporte públicos, galerías de alimentación o árboles de parques son los lugares donde con mayor frecuencia nos podemos encontrar a los insectos.

La defensa del hombre frente a los insectos se materializa en las desinsectaciones y no es más que una actividad encaminada a erradicar a las plagas que no hacen otra cosa que complicarnos la vida.

Métodos con los que se puede llevar a cabo la desinsectación en la Comunidad de Madrid

Los métodos pueden ser físicos, que incluyen la utilización del frío, calor y medios mecánicos; y los químicos. El método que vayamos a emplear en cada caso, así como la técnica de aplicación del tratamiento, dependerá de las condiciones específicas que los técnicos se encuentren al llegar a sus instalaciones.

Podemos trabajar mejor cuando el local sobre el que tenemos que actuar se pudiera aislar durante al menos cinco días y daría tiempo a que el gas se extienda por todas las estancias de la casa.
Un gas que ofrece muchas ventajas de seguridad y es muy fácil de aplicar es el fósforo de aluminio.

Si está buscando a una compañía con experiencia en materia de desinsectaciones en la ciudad de Madrid, no dude en contactar con nosotros. Haremos todo lo posible para minimizar o anular la presencia de plagas que le están causando tantas molestias y que puede poner en serio riesgo su salud.

  • Si quiere saber cuales son las acciones que se desarrollan normalmente para acabar con las plagas de insectos de verano en Madrid, pinche aquí.

Características de los plaguicidas

  • Tienen que estar aprobados para su uso con fines de saneamiento ambiental
  • No manchan ropa, muebles o artículos de oficina
  • Alto poder residual
  • Gran espectro de control

Se recomienda no estar delante durante el desarrollo del servicio y ventilar bien el lugar, guardando alimentos, utensilios y vajilla.